El presidente de la Federación, Pedro Bestard, afirma que “si no fuera por los cazadores no quedaría ni una en la Isla, lo que el GOB tiene que hacer alguna vez es leer la partitura antes de seguir tocando de oído”.

 

Respecto a la solicitud que el GOB hizo ayer, pidiendo a los cazadores que no cacen la tórtola este año por su “declive poblacional”, la Federación Balear de Caza invita a esta entidad a llevar a cabo un estudio riguroso sobre la situación de la especie en Mallorca. El presidente de la Federación, Pedro Bestard, recuerda que “se ha limitado a 3 el número de piezas por cazador y día, que es la mitad de lo que había anteriormente. Los cazadores lo hemos aceptado, aplaudimos en su momento la decisión del Consell de Mallorca, pero lo que no vemos de recibo es que ahora venga el GOB como siempre a lanzar propuestas que no tienen relación con el mundo rural de Mallorca, que sospechamos que realmente ni conocen ni quieren conocer. Les invitamos a que hagan un estudio técnico riguroso sobre la población de la tórtola, y que por una vez antes de seguir tocando de oído se lean la partitura. Tienen recursos para ello, tanto humanos como técnicos, lo que no sabemos es si tienen la voluntad de conocer la realidad, no vaya a ser que les deje sin titulares y desvele lo ideológico de todo cuanto llevan a cabo”. Bestard afirma que “si pisaran el campo mallorquín, si conocieran el mundo rural, sabrían que si no fuera por los cazadores no quedaría ni una tórtola en la Isla, porque somos los que nos encargamos de darles de comer y de beber”.

Asimismo, Pedro Bestard explica que “se ha comprobado de manera fehaciente que el desarrollo de una correcta gestión cinegética mejora la evolución de las poblaciones de tórtola. En este sentido, el principal problema de esta especie está en la gestión de sus ecosistemas de cría y anidamiento, con un impacto muy superior al de la actividad cinegética”.